lunes, 15 de enero de 2018

LA ESPERANZA DE ESTE AÑO 2018

14 de Enero de 2018
LA ESPERANZA DE ESTE AÑO 2018
INTRODUCCIÓN: Estamos viviendo días muy cortos, donde la Palabra de nuestro Dios, se está cumpliendo, por lo tanto, hoy más que nunca, debemos de estar atentos, a las profecías de las Sagradas Escrituras, (Mateo 24:22,24,31)22Y si aquellos días no fuesen acortados, nadie sería salvo; mas por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados. 24Porque se levantarán falsos Cristos, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aun a los escogidos. 31Y enviará sus ángeles con gran voz de trompeta, y juntarán a sus escogidos, de los cuatro vientos, desde un extremo del cielo hasta el otro”. Si tu estás dentro de los escogidos, que estudiamos y obedecemos las Sagradas Escrituras, y que el Espíritu Santo, nos convence a obedecer la Sana Doctrina de Cristo, para tener una buena relación con nuestro Padre Celestial. Nuestro Señor Jesucristo dice por medio de Lucas esta Palabra de Poder y Esperanza: (Lucas 4:18,19)18 El Espíritu del Señor está sobre mí, por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres; Me ha enviado a sanar a los quebrantados de corazón; A pregonar libertad a los cautivos, y vista a los ciegos; A poner en libertad a los oprimidos; 19 A predicar el año agradable del Señor”.

El Espíritu que es Jehová mismo está sobre de todo aquel que quiera hacer su Perfecta Voluntad. Además, por medio de esta predicación te está haciendo éste llamado para que le sirvas, en su obra en este año 2018, que apenas empieza. Por supuesto que, en la vida, tendrás subidas y bajadas; Sufrimientos, experiencias positivas y negativas. Subiremos a las alturas y después bajaremos a los valles. Experimentaremos momentos felices y tristes. En el camino de la vida encontraremos rosas pero que, junto con ellas, también hay espinas. Porque así es en este mundo que conocemos pero que tenemos la Esperanza de una vida mucho mejor. Jesucristo también sufrió experiencias positivas y negativas. En las Sagradas Escrituras, leemos que cuando Jesús fue bautizado, el Espíritu Santo descendió sobre ÉL en forma de una paloma y dijo Jehová Dios…: (Lucas 3:21,22)21 Aconteció que cuando todo el pueblo se bautizaba, también Jesús fue bautizado; y orando, el cielo se abrió, 22 y descendió el Espíritu Santo sobre ÉL en forma corporal, como paloma, y vino una voz del cielo que decía: Tú eres mi Hijo amado; En ti tengo complacencia”. Un momento glorioso en la vida de nuestro Señor Jesucristo. Inmediatamente después de este evento glorioso, el mismo Espíritu (Jehová Dios), le llevo al desierto: (Lucas 4:1,2)1 Jesús, lleno del Espíritu Santo, volvió del Jordán, y fue llevado por el Espíritu al desierto, 2 por cuarenta días, y era tentado por el diablo. Y no comió nada en aquellos días, pasados los cuales, tuvo hambre”. Ahora un momento difícil. Sin embargo, Jesús venció la tentación y volvió victorioso del desierto lleno del Poder de Jehová Dios. Entro a la sinagoga en Nazareth donde le dieron a leer el libro de (Isaías 61:1-3)1 El Espíritu de Jehová el Señor está sobre mí, porque me ungió Jehová; me ha enviado a predicar buenas nuevas a los abatidos, a vendar a los quebrantados de corazón, a publicar libertad a los cautivos, y a los presos apertura de la cárcel; 2 a proclamar el año de la buena voluntad de Jehová, y el día de venganza del Dios nuestro; a consolar a todos los enlutados; 3 a ordenar que a los afligidos de Sion se les dé gloria en lugar de ceniza, óleo de gozo en lugar de luto, manto de alegría en lugar del espíritu angustiado; y serán llamados árboles de justicia, plantío de Jehová, para gloria suya”. Jesús a través de su lectura, declara que el Espíritu de Jehová Dios está sobre El. Como confirmación de lo que Dios dijo de Él. Dios el Padre estaba complacido con Jesús, señal de autoridad, poder, control, y santidad. Jesús nos enseña que ya sea en la cima de la montaña o en el valle de sombra y de muerte, mientras seamos guiados por el Espíritu, agradaremos a Dios, seremos más que vencedores. En el camino de nuestras vidas existen muchas subidas y bajadas, pero lo que verdaderamente importa es que dejemos que el Espíritu de Jehová Dios, tome control de nuestras vidas y de nuestras circunstancias. (Juan 20:21) “Entonces Jesús les dijo otra vez: Paz a vosotros. Como me envió el Padre, así también YO os envío”. La Iglesia en Cristo Jesús “Mi Libertador”, necesita cristianos con autoridad, con poder espiritual, cristianos activos, militantes que obedecen a su Capitán Jesucristo. Esta clase de cristianos surgen cuando permitimos que el Espíritu Santo descienda sobre nosotros y tome control completo de nosotros y de nuestras circunstancias. Que en las buenas o en las malas, en la montaña o en el valle que tengamos la plena seguridad de que; ¡Jehová Dios está en control!

TAMBIÉN ESCRITO ESTÁ: “por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres”. Jesús vino a un pueblo necesitado y pobre, a un pueblo rodeado de calamidades y problemas socio-políticos. La gente está, cómo también estuvieron cuando Jesús, vio a la gente desanimada, decepcionada que buscaba desesperada una salida, alguien que les alimentara su esperanza. Hermanos, nuestros días son parecidos a los de Jesús, vivimos en una sociedad llena de conflictos y escándalos, solo ve que está pasando en tu propia casa y si volteas a ver poquito más allá donde están los padres de tus padres, tus tíos y te darás cuenta que de igual manera están en todas partes sufriendo, porque están sin Dios. En las noticias por televisión, radio o periódicos solo hablan de; Crímenes, asaltos, robos, fraudes, guerra, discriminación, en fin. Pero el mensaje de Jesucristo es un mensaje positivo, un mensaje de buenas nuevas, de victoria y triunfo sobre el pecado, nuevas de júbilo, de esperanza para cada uno de nosotros.

Hoy en nuestros días más que en ningún otro momento en la historia, la gente necesita oír y no solo escuchar un mensaje de esperanza, un mensaje que alumbre nuestras tinieblas, un mensaje que nos reanime del desaliento y apatía espiritual. Un mensaje que sane nuestras almas enfermas de pecado. ¡Bendito nuestro Padre Celestial y que la Gloria sea para el único Dios Verdadero! Por el mensaje de Jesucristo porque hoy en el año 2018 sigue siendo un mensaje positivo y de esperanza. Hermano, hermana, si en este día estas desesperado, enfermo, abatido, quieres hallar descanso físico y espiritual, si estas cargado de pecado y de remordimientos, de amargas decepciones, si estas luchando con problemas y si sientes que ya no puedes más con tu carga y con tu enfermedad, tú, que has llegado a pensar que no hay esperanza y que quizás no vale la pena seguir viviendo, tú que sientes que tus maldades son muchas y muy negras y te sientes cansado y que se te acaban las fuerzas, tú que te sientes solo, abandonado de tus hijos, o de tu esposo/a que imaginas que el universo entero está en contra de ti o que tienes mala suerte, tú que has perdido la fe en todo y en todos, tú que vives distraído con tus intereses personales, tu trabajo, tus ganancias, tu prestigio, tus propiedades, tu familia, y no te acuerdas de Dios ni reconoces los muchos favores y bendiciones que Él ha derramado sobre ti, tu que estas preocupado con las cosas de esta vida, enfermo, desempleado, indocumentado, en la pobreza, sientes que tus recursos se agotan y escasean el pan en tu casa, tu que andas lejos de Dios, perdido, desconsolado a punto de desfallecer, tú que te la pasas de mal humor, irritable, molesto todo el tiempo, Sí, a ti y para ti es esta poderosa Palabra. Cualquiera que sea tu nombre, tu condición social, tu cultura, tu nacionalidad, ¡escúchame bien! ¡Te tengo buenas noticias! ¡Hay esperanza para ti! ¡Cristo murió por tus pecados! Dios te ama porque escrito está: (Juan 3:16) “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna”. Levanta tus manos al cielo y acepta que Jesucristo es la única Esperanza en tu vida. La Iglesia en Cristo Jesús “Mi Libertador”, es una iglesia en la que se proclaman las buenas nuevas del Santo Evangelio, es una iglesia con una actitud positiva es una iglesia bajo el control completo del Espíritu Santo.

TAMBIÉN ESCRITO ESTÁ: “me ha enviado a sanar a los quebrantados de corazón”. Y en ésta hora quiero decirte en el Nombre de Jesucristo, que muchas veces en tu vida ha habido muchas desilusiones que te han quebrantado tu corazón, y que también, por ésta razón han roto tus esperanzas y que te han orillado hasta pensar en dejarlo todo y quizás hasta llegar al divorcio. Por ésta única razón tengo un llamado para que en el Nombre de Jesucristo sea sanado tu corazón quebrantado destrozado por el pecado, el pecado que te ha desfigurado, el pecado que te ha empobrecido, el pecado que te ha despojado completamente de todo y hoy te encuentras en una condición miserable. El pecado de cualquier vicio que tengas, te hace sufrir las consecuencias de tu perversión y depravación.

¡¡¡NUESTRO CORAZÓN ESTÁ EN BANCARROTA ESPIRITUAL!!! Si, todavía, sientes que estás muerto en vida, que hasta has perdido el deseo de vivir, y has perdido el deseo de superarte, has abandonado el propósito de tu existencia. Que sientes que no tienes una meta o un estímulo, y que nada te motiva. La corrupción y depravación humana han alcanzado niveles alarmantes. Sabes por qué te lo digo…, es porque todavía en el pueblo de Dios Muchos tienen prácticas sexuales fuera de lo que Dios ha establecido y muchas mujeres emplean estas prácticas, para tener controlados a sus maridos, y han abandonado los valores morales y la imagen moral de Dios en el hombre parece que ha desaparecido. Todo esto empezó aquí: (Génesis 3:6) “Y vio la mujer que el árbol era bueno para comer, y que era agradable a los ojos, y árbol codiciable para alcanzar la sabiduría; y tomó de su fruto, y comió; y dio también a su marido, el cual comió, así como ella”. Y después cómo no entendiendo la instrucción de Dios siguen practicando cosas que a Dios no le agradan: (Pro 6:23-28) “23 Porque el mandamiento es lámpara, y la enseñanza es luz, y camino de vida las reprensiones que te instruyen, 24 Para que te guarden de la mala mujer, de la blandura de la lengua de la mujer extraña. 25 No codicies su hermosura en tu corazón, ni ella te prenda con sus ojos;
26 Porque a causa de la mujer ramera el hombre es reducido a un bocado de pan; Y la mujer caza la preciosa alma del varón. 27 ¿Tomará el hombre fuego en su seno sin que sus vestidos ardan? 28 ¿Andará el hombre sobre brasas sin que sus pies se quemen?”.

Cuando se practican en el lecho que manda Dios que debe de ser sin mancilla entonces hay consecuencias. (1 Juan 2:16) “Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo”. Y nuestro Padre sabe que en todo nos queremos justificar echándole la culpa igual como lo hizo Adán tratando de justificarse: (Génesis 3:12) “Y el hombre respondió: La mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí”. También ahora muchos barones de Dios tratan de echarle la culpa a su esposa (Santiago 1:13-15) 13 Cuando alguno es tentado, no diga que es tentado de parte de Dios; porque Dios no puede ser tentado por el mal, ni ÉL tienta a nadie; 14 sino que cada uno es tentado, cuando de su propia concupiscencia es atraído y seducido. 15 Entonces la concupiscencia, después que ha concebido, da a luz el pecado; y el pecado, siendo consumado, da a luz la muerte”. A nuestro Padre le agrada y le complace que le honres en tu sexualidad (Romanos 1:21-27)21 Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido. 22 Profesando ser sabios, se hicieron necios, 23 y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles. 24 Por lo cual también Dios los entregó a la inmundicia, en las concupiscencias de sus corazones, de modo que deshonraron entre sí sus propios cuerpos, 25 ya que cambiaron la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando culto a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por los siglos. Amén. 26 Por esto Dios los entregó a pasiones vergonzosas; pues aun sus mujeres cambiaron el uso natural por el que es contra naturaleza, 27 y de igual modo también los hombres, dejando el uso natural de la mujer, se encendieron en su lascivia unos con otros, cometiendo hechos vergonzosos hombres con hombres, y recibiendo en sí mismos la retribución debida a su extravío”. La humanidad esta desfigurada, cicatrizada. El pecado destroza totalmente el corazón y la personalidad del hombre a través de la drogadicción, el alcoholismo, la prostitución, el que fuma, el que miente y el que roba desfigura su alma.

Muchos después de haber conocido a Dios, vuelven atrás contaminando sus almas: (Efesios 2:1-3) “Y ÉL os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados, 2 en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia, 3 entre los cuales también todos nosotros vivimos en otro tiempo en los deseos de nuestra carne, haciendo la voluntad de la carne y de los pensamientos, y éramos por naturaleza hijos de ira, lo mismo que los demás”. Muchas almas están muertas en sus delitos y pecados, los centros urbanos de nuestra nación están perdidos, las escuelas están corruptas, los hogares están divididos y sin disciplina, la psicología pretende poder remendar el corazón del hombre dicen poder reestructurar el estado emocional cuando somos atormentados por el pecado.

Pero hermanos, ¡Gloria a Dios por Jesucristo! Y su mensaje regenerador el cual tiene poder para transformar el corazón quebrantado del ser más angustiado. Amigos, aprendamos a confiar en Jesucristo y en su sangre preciosa. En las Sagradas Escrituras nos dice que Jesús nos liberta, que sana nuestro dolor y perdona nuestros pecados: (Isaías 53:5) “más El herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre ÉL, y por su llaga fuimos nosotros curados”. El poder de la iglesia está en la sangre de Jesús. ¿Te sientes quebrantado de corazón? ¿Estas desanimado? ¿Alguien te ha roto el corazón? Hermanos, dejen que la sangre de Cristo bañe tu alma y limpie tu ser. Arrepiéntete de tus pecados, pide perdón y busca a Jesucristo, ábrele de verdad tu corazón a Jesucristo. El quitará tu culpa, renovará tu vida, levantará tu carga y tu futuro será eterno. Ten fe y confía en el poder regenerador de Jesucristo. Dicen las Sagradas Escrituras: (1 Juan 1:9) “si confesamos nuestros pecados, ÉL es fiel y justo para perdonar nuestros pecados y limpiarnos de toda maldad”, y en: (1 Juan 2:1) “Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo”. Porque en Jehová Dios nos da ésta promesa por medio del apóstol Pablo: (2 Corintios 5:17-19)17 De modo que, si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas. 18 Y todo esto proviene de Dios, quien nos reconcilió consigo mismo por Cristo, y nos dio el ministerio de la reconciliación; 19 que Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo, no tomándoles en cuenta a los hombres sus pecados, y nos encargó a nosotros la palabra de la reconciliación”. Y no nomás el ministerio sino también su Palabra para usarla para reconciliar a todo el que quiera cambiar de su vana manera de vivir.

TAMBIÉN ESCRITO ESTÁ: “A pregonar libertad a los cautivos, y vista a los ciegos; A poner en libertad a los oprimidos”. Uno de los males más horrendos de la humanidad es la esclavitud. Dios creo al hombre con el glorioso don de la libertad, pero en el Sagrado Manual dice: (Gálatas 5:13) “Porque vosotros, hermanos, a libertad fuisteis llamados; solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne, sino servíos por amor los unos a los otros”. El mejor y único Sabio consejo es el que nuestro Padre Celestial nos da (Santiago 1:25) Mas el que mira atentamente en la perfecta ley, la de la libertad, y persevera en ella, no siendo oidor olvidadizo, sino hacedor de la obra, éste será bienaventurado en lo que hace”. Y cuando se le priva de esta libertad, el hombre nunca permanece pasivo ante este asunto. Todavía no hemos aprendido a conocernos a nosotros mismos. Sin embargo, Dios sigue haciendo un esfuerzo desesperado por enseñarnos cuál es su Perfecta Voluntad y cuanto nos ama. Nuestros días son malos y como nunca antes, necesitamos ser una iglesia con visión, necesitamos servidores con visión, un grupo de cristianos que pueden ver más allá de lo negativo y de las posibilidades materiales y económicas de este mundo.

TAMBIÉN ESCRITO ESTÁ: “a predicar el año agradable del Señor”. El reino de Dios que Cristo estableció, tiene una dimensión futura. Las buenas nuevas del Santo Evangelio no son historia, sino que nos hablan de lo que es el futuro glorioso de la iglesia. Por medio del apóstol Pablo Jehová dios nos dice que todavía no hemos visto la gloria completa del Reino de Dios. Las Sagradas escrituras indican que aquel día se acerca cuándo volverá y todo se consumara, cuando todos los enemigos de Dios serán vencidos y destruidos, cuando el diablo será lanzado al lago fuego eterno. Ese será el año agradable de Jehová Dios.

Al principio de este sermón dije que esta predicación es acerca de la esperanza. Hermanos, ¡Hay un futuro glorioso para el pueblo de Dios! Vendrán días mejores. ¡Hay esperanza para la humanidad, para la iglesia, para la nación, para el hogar en el Año agradable de nuestro padre Celestial!
Es el día cuando la humanidad estará completamente libre y volverá a su Creador para vivir eternamente. En el Año agradable del único Dios Todo Poderoso Jehová Dios de los Ejércitos y su Hijo Jesucristo, dónde ya no habrá muerte, ya no habrá dolor, ya no habrá tristeza, solo habrá gozo y felicidad, una verdadera libertad.
Ya no habrá tinieblas, solamente el brillo de la Gloria de Jehová Dios y si Hijo Jesucristo.

Predicador de la Sana Doctrina de Cristo: Víctor. Si usted no tiene la intención de guardar esta hoja, tenga la amabilidad de entregarla a otra persona interesada. Para la difusión gratuita entre cristianos, se permite fotocopiar esta hoja (por favor no cambiar el texto). 

martes, 9 de enero de 2018

¡DIOS MUESTRA SU AMOR PARA CON NOSOTROS!

¡DIOS MUESTRA SU AMOR PARA CON NOSOTROS!

(Romanos 5:8) “Más Dios muestra su amor para con nosotros, en que, siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros”. Estas palabras quizá sean difíciles de entender para la mayoría de jóvenes hoy en día. Las Sagradas Escrituras dicen: (Rom. 5:1-11) “1 Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo; 2 por quien también tenemos entrada por la fe a esta gracia en la cual estamos firmes, y nos gloriamos en la esperanza de la gloria de Dios. 3 Y no sólo esto, sino que también nos gloriamos en las tribulaciones, sabiendo que la tribulación produce paciencia; 4 y la paciencia, prueba; y la prueba, esperanza; 5 y la esperanza no avergüenza; porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que nos fue dado. 6 Porque Cristo, cuando aún éramos débiles, a su tiempo murió por los impíos. 7 Ciertamente, apenas morirá alguno por un justo; con todo, pudiera ser que alguno osara morir por el bueno. 8 Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. 9 Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de la ira. 10 Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida. 11 Y no sólo esto, sino que también nos gloriamos en Dios por el Señor nuestro Jesucristo, por quien hemos recibido ahora la reconciliación”. Este versículo nos dice que Dios mostró Su amor para con nosotros en dos maneras.

PRIMERO, Dios mostró Su amor para con nosotros en la muerte de Cristo. Dios te salva por Su gracia, no por Su amor... Dios ha demostrado Su amor por ti, en que Él ha dado a Su Hijo para morir por ti. Él pagó la pena por tu pecado. Las Sagradas Escrituras dicen: (Juan 3:16) “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, más tenga vida eterna”. Jehová Dios ha dado a Su Hijo unigénito a morir en la Cruz, para pagar la pena de nuestros pecados y reconciliarnos para consigo mismo. Nosotros no somos salvos por el amor de Dios por así decirlo. Somos salvos por el Hijo de Dios. ¡Por medio de Su muerte en la Cruz y resurrección de la tumba!

Las Sagradas Escrituras enseñan que la raza humana entera se apartó de Dios, y ahora yace en un estado arruinado.  (Romanos 5:12) “Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron”. Y fue en este estado impío, arruinado que Dios mostró Su amor por nosotros al enviar a Cristo a morir en la Cruz. (Romanos 5:8) “Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que...Cristo murió por nosotros”.

Las Sagradas Escrituras enseñan la muerte vicaria de Cristo. La palabra “vicaria” significa “sustituto, tomar el lugar de otra persona, el sufrir de una persona en lugar de otra”. Y esto es exactamente lo que Cristo hizo por ti y por cada uno de nosotros. El Hijo unigénito de Dios bajó del Cielo, nació en un pesebre, y fue a la Cruz a pagar vicariamente por tu pecado. Él murió por nuestros pecados, en nuestro lugar, como nuestro sustituto, para que nosotros no seamos castigados por el pecado si vienes a Jesucristo y crees en Él.
Jesucristo murió por nosotros. Cristo padeció todo lo que significa morir, entregó Su Espíritu, dejó de respirar, se hizo un cuerpo sin vida, y su cuerpo fue enterrado. Cristo murió por nosotros. Considera las circunstancias de su muerte. No fue una muerte común la que Él padeció, fue una muerte de afrenta pública, porque fue ejecutado por muerte legal, fue una muerte de dolor indescriptible, porque fue crucificado, y ¿qué dolor hay más fuerte que ser clavado a una cruz? Fue una muerte lenta y larga, porque colgó en el madero de tormento por horas... con sus manos y pies perforados... Él padeció una muerte, que según las circunstancias aún sigue sin igual.

Ve como de Su cabeza, Sus manos, Sus pies, Fluyen mezclados el dolor y el amor ¿Se habrá juntado antes tal amor y tal dolor, las espinas compuesto tal rica corona? Quisiera que tu corazón fuese conmovido al pensar en Cristo crucificado. Si te dijera una historia de ficción sobre alguien sufriendo en dolor, te conmovería. Pero cuando te digo la vida real de la crucifixión del Hijo de Dios, no sientes nada. Quizás porque la has oído muchas veces, así que tu corazón está duro y frío.
¡Oh, como quisiera que nuestros corazones se abrieran sinceramente a Jesucristo, quien murió una muerte vicaria por el hombre pecaminoso! La Sangre que fluyó de aquellas manos y pies heridos, ¡fluyó por ti! El cuerpo que se retorcía adolorido en la Cruz, ¡se retorcía adolorido por ti! ¡Mira por fe a Él quien cargó el peso y culpa de tu pecado! ¡Mira por fe a Él quien tiene las llaves del Cielo y de la vida eterna! El instante que confíes en Él, toda la culpa se va, todos los expedientes de tus pecados son borrados, y se restaura la paz con Dios, (Isa 53:2-5)2 Subirá cual renuevo delante de ÉL, y como raíz de tierra seca; no hay parecer en ÉL, ni hermosura; le veremos, más sin atractivo para que le deseemos. 3 Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; y como que escondimos de ÉL el rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos. 4 Ciertamente llevó ÉL nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido. 5 Mas ÉL herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre ÉL, y por su llaga fuimos nosotros curados”. Herido fue Jesús por cada uno de nosotros. Ahí en la cruz, Él fue herido por nosotros, Gratis redención, por nuestras culpas las cuales quitó, Todo porque Jesús fue herido por nosotros. Dios mostró Su gran amor por nosotros enviando a Cristo Jesús a morir en nuestro lugar y a tomar nuestro castigo (Romanos 5:8) “Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que...Cristo murió por nosotros”.

SEGUNDO, Dios muestra Su amor para con nosotros en la muerte de Cristo, “siendo aún pecadores”. (Romanos 5:8) “Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que, siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros”. No debemos pensar que Dios nos aceptará si tratamos de ser buenos. Ningún método externo nos puede limpiar, la lepra muy adentro está en nuestro corazón. Los tentáculos de tu naturaleza pecadora son heredados del primer hombre que murió, Adán, la cabeza de nuestra raza. (Romanos 5:12) “Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres”.

Así nace cada ser humano, nace “muertos en... delitos y pecados” (Efesios 2:1-3)1 Y ÉL os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados, 2 en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia, 3 entre los cuales también todos nosotros vivimos en otro tiempo en los deseos de nuestra carne, haciendo la voluntad de la carne y de los pensamientos, y éramos por naturaleza hijos de ira, lo mismo que los demás”. El pecado ha matado tu entendimiento de Dios. El pecado ha plantado dentro ti un corazón rebelde contra Dios. El pecado te ha cortado de Dios y lo ha hecho parecer irreal para ti. Pero, gracias a Dios, ¡Él Mismo ha provisto una manera para que puedas escapar de la sentencia del juicio por el pecado, que cuelga sobre ti! (Romanos 5:8) “Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros”.

En otro versículo de la Sagrada Escritura, el Apóstol Pablo dijo: (1 Timoteo 1:15) “Palabra fiel y digna de ser recibida por todos: que Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores, de los cuales yo soy el primero”. Jesucristo murió por nosotros cuando éramos todavía pecadores continuos. No hemos pecado una sola vez o dos, sino que miles de veces. Pese a cuan limpio y bueno parezcas ser por fuera, has sido manchado por pecados innumerables.

Fíjense que Jesús murió por ti y por mí, pese a que con el tiempo te has empeorado más y más. Sé que hay varios aquí que rápidamente se están convirtiendo en grandes pecadores. ¿No muestra esto el amor de nuestro Padre Celestial por ti, en que Jesús muriera para salvar a pecadores tan grandes y continuamente pecaminosos? Pensemos otra vez. ¡Estás pecando contra la persona que murió por ti! ¡Es cosa extraña pecas en contra del mismo Jesucristo que murió por nosotros! ¿Has hemos mofado a Jesucristo alguna vez? ¿Alguna vez has rehusado venir a Cristo? ¿Lo has considerado una persona sin importancia en tu vida? Si has hecho alguna de esas cosas, ¡has pecado en contra de la misma persona que murió para salvarte!

Otra vez, recuerda que algunos de nosotros hemos pecado contra Jesucristo al despreciarlo. ¿No han pensado que podríamos ser salvos de otra manera, y que no necesitábamos a Jesucristo para salvarnos? ¿Qué es esto, si no despreciar al Hijo de Dios que murió para que nosotros pudiéramos vivir y ser perdonados, y entrar al paraíso por medio de Él? Sé que no quisieras admitir que lo desprecias, ¿pero no es un hecho, cuando en verdad sí lo desprecias, lo miras de menos, y piensas que Su muerte en la Cruz no es importante?
He conocido gente que hizo lo más que pudo para detener a un Cristiano de testificarle a un pariente que moría. Yo he conocido gente que le gritó al Cristiano para detenerlo de testificar. Esto es lo que queremos decir con despreciar a Cristo.

Pudieras dices tú, ¡Yo jamás haría esto! Pero, de una manera más callada y civilizada, ¿no haces lo mismo cuando se te pide que vengas a Cristo? ¿No rehúsas a Cristo de igual manera que las personas que detienen al Cristiano de testificarle al pariente que se muere? Oh, yo sé que tienes buenos modales y eres demasiado civilizado para ponerte a gritar, o para decir abiertamente que rechazas a Cristo. ¿Pero no es esto igual de agresivo que los que tratan de detener al Cristiano de testificarle a parientes que mueren? Cuando vez tras vez rehúsas venir a Cristo en fe simple, ¿no te estás rebelando en contra del amor de Dios en Cristo? Sin embargo, Jesús murió por los pecadores rebeldes que lo desprecian. ¡pecadores tal como tú y como era yo antes! Él murió por ti aunque lo has despreciado y rechazado. (Romanos 5:8) “Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros”.

(1 Timoteo 1:15) “Palabra fiel y digna de ser recibida por todos: que Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores, de los cuales yo soy el primero”. ¿Qué te he predicado esta mañana? Te he predicado el mensaje puro de la Cristiandad, dado página tras página en las Sagradas Escrituras. He predicado el Evangelio eterno:

¿Abandonarás tus prejuicios y opiniones religiosas en este día, y vendrás a Cristo Jesús, quien te amó tanto que dio Su vida en la Cruz para salvarte del juicio por tus pecados? El último sermón que Cristo dio en el Evangelio de Marcos tiene estas palabras: (Marcos 16:16) “El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado”.

Si rechazas y desprecias a Jesucristo, ¿qué esperanza tienes tú de ser reconciliado con Dios? ¿Qué esperanza tienes de escapar las llamas eternas?


¿Vendrás a Jesucristo? ¿Confiarás en Él con todo tu corazón? ¿Aceptarás el amor que Dios ha mostrado por ti al enviarlo a Él a la Cruz para expiar tus pecados? ¿Recibirás el amor el amor de Dios al enviarlo a Él a salvarte “siendo aún pecador”? ¿Confiarás en Cristo Jesús, y lo tendrás como tu Salvador y Señor? ¡Que Dios te ayude a recibirlo a Él y ser salvo este mismo día! Con todo tu corazón y con toda tu mente y con todo tu ser.

¡JUNTARON A TODOS LOS QUE HALLARON, MALOS Y BUENOS!

¡JUNTARON A TODOS LOS QUE HALLARON, MALOS Y BUENOS!
"Id, pues, a las salidas de los caminos, y llamad a las bodas a cuantos halléis. Y saliendo los siervos por los caminos, juntaron a todos los que hallaron, juntamente malos y buenos; y las bodas fueron llenas de convidados" (Mateo 22:2-14)2 El reino de los cielos es semejante a un rey que hizo fiesta de bodas a su hijo; 3 y envió a sus siervos a llamar a los convidados a las bodas; más éstos no quisieron venir. 4 Volvió a enviar otros siervos, diciendo: Decid a los convidados: He aquí, he preparado mi comida; mis toros y animales engordados han sido muertos, y todo está dispuesto; venid a las bodas. 5 Mas ellos, sin hacer caso, se fueron, uno a su labranza, y otro a sus negocios; 6 y otros, tomando a los siervos, los afrentaron y los mataron. 7 Al oírlo el rey, se enojó; y enviando sus ejércitos, destruyó a aquellos homicidas, y quemó su ciudad. 8 Entonces dijo a sus siervos: Las bodas a la verdad están preparadas; más los que fueron convidados no eran dignos. 9 Id, pues, a las salidas de los caminos, y llamad a las bodas a cuantos halléis. 10 Y saliendo los siervos por los caminos, juntaron a todos los que hallaron, juntamente malos y buenos; y las bodas fueron llenas de convidados. 11 Y entró el rey para ver a los convidados, y vio allí a un hombre que no estaba vestido de boda. 12 Y le dijo: Amigo, ¿cómo entraste aquí, sin estar vestido de boda? Mas él enmudeció. 13 Entonces el rey dijo a los que servían: Atadle de pies y manos, y echadle en las tinieblas de afuera; allí será el lloro y el crujir de dientes. 14 Porque muchos son llamados, y pocos escogidos”. Nuestra vestimenta debe de ser Jesucristo.

Tal vez hay muchos de nosotros que somos de fondo Evangélico. Así que para nosotros la Sana Doctrina de Cristo, todo esto es nuevo. Quizá te preguntes: ¿Por qué estoy aquí? ¿Por qué me involucre al venir? ¿De qué se trata todo esto? Estoy seguro de que muy pocos aquí esta mañana se preguntan esto, o cosas semejantes. Así que en los próximos minutos las responderé. Esto te dará nuestras razones y motivos, y te ayudará a entender lo que estas experimentando esta mañana en nuestra iglesia. Ahora, para hacerlo, te haré dos preguntas, y las contestaré de estas palabras de Cristo en nuestro texto.
Primero, ¿Por qué te trajo Dios aquí? La respuesta es muy simple. Se da en el versículo nueve. Leámosla de nuevo, (Mateo 22:9) "Id, pues, a las salidas de los caminos, y llamad a las bodas a cuantos halléis". ¿Quién dijo esto? "El rey" es según el versículo siete. "El rey" es el Señor Jesucristo. Y ¿qué le dijo Jesús a "sus siervos"? (Verso 8) Les dijo:
"Entonces dijo a sus siervos: Las bodas a la verdad están preparadas; más los que fueron convidados no eran dignos". En el cristianismo lo llamamos "La Gran Comisión".

Jesucristo la dio en diferentes maneras varias veces en el Nuevo Pacto. Por ejemplo, Jesucristo dijo: (Mateo 28:19,20) 19 Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos EN EL NOMBRE del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; 20 enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén”. Jesús nos dijo que hiciésemos discípulos de todos los grupos étnicos. Jesucristo nos enseñó a no hacer acepción de personas. Él nos dijo "haced discípulos a todas las naciones", ¡a todos los grupos étnicos! En otro lugar de las Sagradas Escrituras, Jesucristo dijo: (Juan 20:21) “Entonces Jesús les dijo otra vez: Paz a vosotros. Como me envió el Padre, así también yo os envío”. Y en otro lugar, Jesús dijo: (Lucas 14:23) “Dijo el Señor al siervo: Vé por los caminos y por los vallados, y fuérzalos a entrar, para que se llene mi casa”. ¡Fue Jesucristo mismo quien nos enseñó a traerte aquí a esta iglesia local a oírme predicar el evangelio de salvación! Leamos de pie el verso nueve otra vez. Esto es lo que Jesucristo nos mandó a hacer. Por esta razón fuiste invitado por medio del Espíritu Santo quien te convenció de venir en esta mañana. ¡Lo hacemos es porque Jesucristo nos dice que es lo que hagamos! Espero que eso responda bien la primera pregunta, ¿Por qué me trajo Dios aquí esta mañana? La respuesta es simple: ¡Lo hizo el Espíritu Santo, porque Jesucristo nos dice también a cada uno de nosotros que invitemos a la gente a venir! Pero ahora responderé la segunda pregunta que quizá te preguntes.

ES SEGUNDO LUGAR, ¿QUÉ TE PASARÁ AHORA QUE ESTÁS AQUÍ? La respuesta a esta pregunta se sugiere en el segundo verso de nuestro texto, el verso diez. Leámoslo de pie y en voz alta. (Mateo 22:9,10)9 Id, pues, a las salidas de los caminos, y llamad a las bodas a cuantos halléis. 10 Y saliendo los siervos por los caminos, juntaron a todos los que hallaron, juntamente malos y buenos; y las bodas fueron llenas de convidados”. Son siervos de Jesucristo los que salen a invitar a la gente para que vengan a la congregación, y por esta razón el Espíritu Santo te trajo aquí, para el servicio de esta iglesia.

Pero fíjate que el versículo diez dice que los siervos "juntaron a todos los que hallaron, juntamente malos y buenos". Ellos trajeron a toda clase de gente a las bodas, la fiesta del Evangelio. Pero el verdadero significado de "malos y buenos" es un poco más profundo. "Malos y buenos" se refiere a aquellos que estaban dispuestos a hacerse Cristianos verdaderos y a aquellos que no estaban dispuestos a ser convertidos, buenos y malos prospectos, si así prefieres. Trajeron algunos que eran buenos prospectos para la conversión, y otros que eran malos prospectos para la conversión a Cristo.

Jesucristo usó esta descripción de malos y buenos prospectos varias veces en las Sagradas Escrituras. Por ejemplo, Cristo habló de recoger la cizaña (o malas hierbas) con el trigo (Mateo 13:29,30)29 Él les dijo: No, no sea que, al arrancar la cizaña, arranquéis también con ella el trigo. 30 Dejad crecer juntamente lo uno y lo otro hasta la siega; y al tiempo de la siega yo diré a los segadores: Recoged primero la cizaña, y atadla en manojos para quemarla; pero recoged el trigo en mi granero”. De nuevo, Jesucristo habló de "recoger de toda clase" (Mateo 13:47-50)47 Asimismo el Reino de los cielos es semejante a una red, que, echada en el mar, recoge de toda clase de peces; 48 y una vez llena, la sacan a la orilla; y sentados, recogen lo bueno en cestas, y lo malo echan fuera. 49 Así será al fin del siglo: saldrán los ángeles, y apartarán a los malos de entre los justos, 50 y los echarán en el horno de fuego; allí será el lloro y el crujir de dientes”. Jesucristo comparó los dos grupos a peces "malos" y "buenos" en ese pasaje de la Escritura.

Quizá dices "bueno, ¿cómo contesta esto la pregunta de qué me pasará a mi ahora que estoy aquí en la iglesia? La respuesta es que; Algunos de ustedes serán "buenos" prospectos y no volverán. Seguramente admitirás que fuimos atentos contigo, y que la pasaste bien en la iglesia. Pero hasta allí llegarás. No habrá razón alguna que te fuerce a regresar y ser convertido. No tendrás el deseo interior de saber más de Dios en Cristo. No tendrás la curiosidad de hallar a Cristo personalmente. Hasta podrás decir que no quieres ser convertido de tus creencias previas, que no te quieres hacer Cristiano verdadero. Así que, en esta hora probarás ser "mal" prospecto. Esto no quiere decir que no nos simpatizas. ¡Sí nos simpatizas! Sí nos interesas, y mucho. Pero si eres un prospecto "malo" no estarás lo suficientemente interesado en lo que decimos para quedarte por más tiempo, o para venir a algo aparte de un servicio en la mañana. No te podremos persuadir a regresar el próximo Domingo para ver más. No estarás interesado lo suficiente para esforzarte a entrar al compañerismo completo de la iglesia y hacerte un verdadero Cristiano en el momento instantáneo de la conversión.
Pero, por otra parte, algunos de ustedes serán "buenos" prospectos. Tendrás curiosidad de cómo hacerte Cristiano verdadero. Tendrás un sentimiento interior de que necesitas a Dios. Comenzarás a sentir la necesidad de tener tus pecados perdonados por Cristo. Empezarás a querer ser convertido a Cristo. Tú "[tendrás] hambre y sed de justicia [y tú] serás saciado" (Mateo 5:6) “Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque ellos serán saciados”. Tú serás uno de los prospectos "buenos" de los que leemos en el verso diez.

Ves, "malos y buenos" se refiere a si eres uno de los elegidos o no. Si no eres uno de los elegidos, entonces eres un "mal prospecto". Eres buen prospecto solamente si eres uno de los elegidos. Pero, no sabemos quién es elegido y quién no. Por esta razón tenemos que traer de todo, se nos manda a ir por las calles y traer "juntamente malos y buenos". ¿Les puedo decir algunas palabras del Evangelio? Creemos que Dios envió a Jesucristo a esta tierra a morir en la Cruz, para pagar la penalidad de tus pecados. Nosotros creemos que Dios resucitó a Jesucristo físicamente de los muertos y lo llevó de nuevo al Cielo, donde está orando por tu alma. Creemos que tu puedes venir directamente a Jesucristo por fe, y que Él cancelará y borrará todos tus pecados del récord de Dios, y te dará vida eterna. Esto es lo que creemos. Es el Evangelio Las Sagradas Escrituras. Y creemos que Jesucristo puede salvar tu alma para siempre, y te dará vida eterna. ¡Esto es lo que creemos!


Si crees ser uno de los "buenos" prospectos, haz todo lo que puedas para regresar aquí cada Domingo, para la predicación reveladora de la Palabra de Dios, el Pan fresco y nuevo. Habrá nuevas cosas que aprender, y oirás más de cómo ser convertido a Cristo. 

LO MAS IMPORTANTE ES TU RELACIÓN CON TU PARTE CELESTIAL

LO MAS IMPORTANTE ES TU RELACIÓN CON TU PARTE CELESTIAL
Lo que vamos a tratar en esta predicación es de mucha importancia para todos los que tenemos Esperanza en nuestro Padre Celestial, todavía estamos en el importante tiempo de podernos arrepentir: El que toma ya no tome, el que fuma ya no fume, los mentirosos ya no digan mentiras, el que roba ya no robe, el que fornica ya no fornique, el que se junta con gente mal hablada deja esas amistades porque te vas a ser como ellos etc. etc. (1 Corintios 15:50-58)50 Pero esto digo, hermanos: que la carne y la sangre no pueden heredar el reino de Dios, ni la corrupción hereda la incorrupción. 51 He aquí, os digo un misterio: No todos dormiremos; pero todos seremos transformados, 52 en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados. 53 Porque es necesario que esto corruptible se vista de incorrupción, y esto mortal se vista de inmortalidad. 54 Y cuando esto corruptible se haya vestido de incorrupción, y esto mortal se haya vestido de inmortalidad, entonces se cumplirá la Palabra que está Escrita: Sorbida es la muerte en victoria. 55 ¿Dónde está, oh muerte, tu aguijón? ¿Dónde, oh sepulcro, tu victoria? 56 ya que el aguijón de la muerte es el pecado, y el poder del pecado, la ley. 57 Mas gracias sean dadas a Dios, que nos da la victoria por medio de nuestro Señor Jesucristo. 58 Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es en vano”. Cristianos genuinos, porque obviamente Jehová Dios conoce la diferencia entre “LO AUTÉNTICO” y “EL FALSO”.

AUTÉNTICOS son aquellos que han experimentado un nacimiento espiritual sobre natural, que saben sin lugar a dudas que Jehová Dios es su Padre Celestial y que vendrá a buscarles para estar con Él por toda la eternidad. Sin embargo, aquellos que son FALSOS CREYENTES y van a perder el “vuelo”. Las Sagradas Escrituras se refiere a ellos como cizaña entre el trigo y cabras en lugar de las ovejas de Dios, (Mat 25:31-34)31 Cuando el Hijo del Hombre venga en su Gloria, y todos los santos ángeles con ÉL, entonces se sentará en su Trono de Gloria, 32 y serán reunidas delante de ÉL todas las naciones; y apartará los unos de los otros, como aparta el pastor las ovejas de los cabritos. 33 Y pondrá las ovejas a su derecha, y los cabritos a su izquierda. 34 Entonces el Rey dirá a los de su derecha: Venid, benditos de mi Padre, heredad el reino preparado para vosotros desde la fundación del mundo”. Y todos los demás que no tienen idea de lo que estoy hablando y en su mayoría después de que ocurra, seguirán sin entenderlo. Pero si por alguna razón alguien de Ustedes descubre que pertenece a los que, a los que son cizaña o los falsos. Mi sugerencia es que se arrepienta. Y Hágalo pronto porque el tiempo pasa.

Jehová Dios escoge a quienes se quiere revelar y darle Revelación de la Sana Doctrina de Cristo. La definición de “MISTERIO” es sencillamente un secreto que Jehová Dios no ha revelado previamente en las Escrituras. (Marcos 4:11,12)11 Y les dijo: A vosotros os es dado saber el misterio del Reino de Dios; más a los que están fuera, por parábolas todas las cosas; 12 para que, viendo, vean y no perciban; y oyendo, oigan y no entiendan; para que no se conviertan, y les sean perdonados los pecados” (Lucas 8:10,11) “10 Y ÉL dijo: A vosotros os es dado conocer los misterios del Reino de Dios; pero a los otros por parábolas, para que viendo no vean, y oyendo no entiendan. 11 Esta es, pues, la parábola: La semilla es la Palabra de Dios”. Y después de que Jesucristo se levantó de los muertos El eligió a Saulo de Tarso para ser el Apóstol Pablo y Personalmente Revelarle la Sana Doctrina de Cristo, dónde está cimentada nuestra la fe Cristiana, que incluyen varios MISTERIOS que previamente no le habían sido revelados a nadie. (Gálatas 1:15)15 Pero cuando agradó a Dios, que me apartó desde el vientre de mi madre, y me llamó por su Gracia, 16 Revelar a su Hijo en mí, para que yo le predicase entre los gentiles, no consulté en seguida con carne y sangre”. Y uno de los misterios más controversiales se denomina El Rapto de la Iglesia”. Cuando Dios ha de sacar a Su pueblo de la Tierra en masas. Pero para la mayoría de nosotros que cree en una interpretación literal por esta razón tanto desacuerdo que existe es cuanto, no si ha de ocurrir. En términos sencillos, en algún momento en el futuro Dios va a sacar a todos los Cristianos de la tierra en un instante.

Este glorioso evento no solo tomara a aquellos que estén vivos en ese momento sino también que incluirá a todos aquellos que hayan muerto en el pasado. ¡Y uno de los aspectos más maravillosos es que cada individuo recibirá un cuerpo glorificado como aquel que el Señor Jesucristo tiene en el cielo! (1 Cor. 15:35-40)35 Pero dirá alguno: ¿Cómo resucitarán los muertos? ¿Con qué cuerpo vendrán? 36 Necio, lo que tú siembras no se vivifica, si no muere antes. 37 Y lo que siembras no es el cuerpo que ha de salir, sino el grano desnudo, ya sea de trigo o de otro grano; 38 pero Dios le da el cuerpo como él quiso, y a cada semilla su propio cuerpo. 39 No toda carne es la misma carne, sino que una carne es la de los hombres, otra carne la de las bestias, otra la de los peces, y otra la de las aves. 40 Y hay cuerpos celestiales, y cuerpos terrenales; pero una es la Gloria de los Celestiales, y otra la de los terrenales”. No pensemos que iremos al Cielo porque nosotros tenemos cuerpos terrenales (1 Cor. 15:45-49)45 Así también está Escrito: Fue hecho el primer hombre Adán alma viviente; el postrer Adán, Espíritu Vivificante. 46 Mas lo espiritual no es primero, sino lo animal; luego lo espiritual. 47 El primer hombre es de la tierra, terrenal; el segundo hombre, que es el Señor, es del Cielo. 48 Cual el terrenal, tales también los terrenales; y cual el celestial, tales también los celestiales. 49 Y así como hemos traído la imagen del terrenal, traeremos también la imagen del celestial”. Estará libre de pecado y será perfecto en todo el sentido de la palabra, sin mancha ni arruga (Efesios 5:27) “A fin de presentársela a sí mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha”.

El que seamos arrebatados en muy real (1 Tesalonicenses 4:13-18) “13 Tampoco queremos, hermanos, que ignoréis acerca de los que duermen, para que no os entristezcáis como los otros que no tienen esperanza. 14 Porque si creemos que Jesús murió y resucitó, así también traerá Dios con Jesús a los que durmieron en ÉL. 15 Por lo cual os decimos esto en palabra del Señor: que nosotros que vivimos, que habremos quedado hasta la venida del Señor, no precederemos a los que durmieron. 16 Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. 17 Luego nosotros los que vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor. 18 Por tanto, alentaos los unos a los otros con estas palabras”. (1 Corintios 15:51,52)51 He aquí, os digo un misterio: No todos dormiremos; pero todos seremos transformados, 52 en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados”. Cuando esta gloriosa trompeta del cielo haga su fuerte y sonora llamada, creo que ha de coincidir con “la final trompeta” (un sonido muy prolongado) la cual será tocada en todo el mundo. (1 Corintios 15:52) “en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados”. A través de los siglos las enseñanzas han visto como el último tiempo de juicio será individual.

Y verdaderamente es irónico que la mayoría de los Hijos de Israel (no todos, porque muchos se han hecho cristianos Nacidos de Nuevo) aún se refieren a sí mismos como “EL PUEBLO ESCOGIDO DE DIOS” (Deuteronomio 7:6) “Porque tú eres pueblo santo para Jehová tu Dios; Jehová tu Dios te ha escogido para serle un pueblo especial, más que todos los pueblos que están sobre la tierra”. Sin embargo, ellos al igual que billones de Gentiles no creyentes, se quedarán para experimentar el Período de la Gran Tribulación. El juicio de Dios sobre los judíos en particular y el resto del mundo en general.

Y debido a que estoy convencido de que oiremos ésta última trompeta muy pronto en algún punto en el futuro literalmente, pero sin darse cuenta, escucharan el sonido de trompetas (que te llamará al hogar) de un grupo de individuos escogidos, específicamente de la Iglesia de Jesucristo (Efesios 1:4,5)4 según nos escogió en ÉL antes de la fundación del mundo, para que fuésemos santos y sin mancha delante de ÉL, 5 en amor habiéndonos predestinado para ser adoptados hijos suyos por medio de Jesucristo, según el puro afecto de su Voluntad”. Y la razón por la que digo que han “percibido erróneamente el “día de Juicio” es porque ellos igualan su tradiciones con el día en el que Dios ha de juzgarles individualmente. Pero por supuesto, este juicio, el juicio de todos los Judíos y Gentiles que nunca han recibido a Jesucristo como su Salvador, ocurrirá en el Juicio del Gran Trono Blanco (Apocalipsis 20:11) “Y vi un gran trono blanco y al que estaba sentado en él, de delante del cual huyeron la tierra y el cielo, y ningún lugar se encontró para ellos”. Después de que los mil años del reinado de Jesucristo concluyan. Sin embargo, en otro sentido se ve el juicio porque después de que la Iglesia se haya marchado la ira de Dios ha de ser desatada (1 Tesalonicenses 5:9) “Porque no nos ha puesto Dios para ira, sino para alcanzar salvación por medio de nuestro Señor Jesucristo”.

Pero para no ser tildados de ser muy rudos al decir que los Judíos no entienden la Sana Doctrina de Cristo, sino que se dejan llevar por el simbolismo detrás la Fiesta de las Trompetas, es obvio que muchos Cristianos han fallado en “captarlo”. Sobre los versículos que describen esta fiesta (Levíticos 23:23-25) “23 Y habló Jehová a Moisés, diciendo: 24 Habla a los hijos de Israel y diles: En el mes séptimo, al primero del mes tendréis día de reposo, una conmemoración al son de trompetas, y una santa convocación. 25 Ningún trabajo de siervos haréis; y ofreceréis ofrenda encendida a Jehová”; (Num 10:10) “Y en el día de vuestra alegría, y en vuestras solemnidades, y en los principios de vuestros meses, tocaréis las trompetas sobre vuestros holocaustos, y sobre los sacrificios de paz, y os serán por memoria delante de vuestro Dios. Yo Jehová vuestro Dios”; y (Num 29:1-6)1 En el séptimo mes, el primero del mes, tendréis santa convocación; ninguna obra de siervos haréis; os será día de sonar las trompetas. 2 Y ofreceréis holocausto en olor grato a Jehová, un becerro de la vacada, un carnero, siete corderos de un año sin defecto; 3 y la ofrenda de ellos, de flor de harina amasada con aceite, tres décimas de efa con cada becerro, dos décimas con cada carnero, 4 y con cada uno de los siete corderos, una décima; 5 y un macho cabrío por expiación, para reconciliaros, 6 además del holocausto del mes y su ofrenda, y el holocausto continuo y su ofrenda, y sus libaciones conforme a su ley, como ofrenda encendida a Jehová en olor grato”. Por supuesto que todo esto es verdad en el primer pacto. Pero en el nuevo Pacto por medio de la Sangre de Jesucristo, donde ahora Jehová Dios quiere que nosotros seamos la ofrenda, (2 Corintios 2:15) “Porque para Dios somos grato olor de Cristo en los que se salvan, y en los que se pierden”. (Efesios 5:1-2) 1 Sed, pues, imitadores de Dios como hijos amados. 2 Y andad en amor, como también Cristo nos amó, y se entregó a sí mismo por nosotros, ofrenda y sacrificio a Dios en olor fragante”. ¿Estaremos bien con Dios, o mal? Estaremos “en Cristo” (Efesios 1:4) “según nos escogió en él antes de la fundación del mundo, para que fuésemos santos y sin mancha delante de él”. ¿Cómo saberlo? Dice Jesús: (Mateo 7:20) “Así que, por sus frutos los conoceréis”. Partirán con el resto de los Escogidos de Dios o se quedará para experimentar los horrores del Periodo de la Gran Tribulación, un tiempo de siete años en el que el diablo poseerá a un hombre que será el líder supremo de la humanidad, la persona a quien la Biblia denomina el Anticristo (1 Juan 2:18) “Hijitos, ya es el último tiempo; y según vosotros oísteis que el anticristo viene, así ahora han surgido muchos anticristos; por esto conocemos que es el último tiempo”.


En la actualidad abundan fuertes indicadores que señalan que el mundo se dirige a las circunstancias de las que las Sagradas Escrituras hablan, en la que se encontrará el mundo en el tiempo futuro. Así que, con cada tictac del reloj las horas aumentan y vemos que cómo iglesia se acerca a la “hora cero”. Por favor, despierte y busca la salvación la cual solo puede ser obtenida a través de la fe en Jesucristo. (Jeremías 8:20) “Pasó la siega, terminó el verano, y nosotros no hemos sido salvos”. Si ustedes han aceptado a Jesucristo como su Salvador personal, pero han sido muy tibios en su caminar espiritual con Jesucristo, entonces se necesita pedirle a Jesucristo, inmediatamente perdón y renovación. Él lo perdonará instantáneamente, y llenará su corazón con el gozo del Espíritu Santo. Entonces, necesita iniciar un caminar diario de oración y estudio personal de las Sagradas Escrituras. Si alguien de aquí nunca ha aceptado a Jesucristo como Salvador, pero ha comprendido Su realidad y el Fin de los Tiempos que se acerca, y quiere aceptar Su regalo GRATIS de la Vida Eterna, usted puede hacerlo ahora, en este momento. Una vez lo acepte a Jesucristo cómo Salvador, usted habrá recibido a quien trabajará en su corazón, y tendrá la oportunidad de ser transformado por el Poder de Dios por medio de Su Hijo Jesucristo. Entonces, podrá descansar seguro de que el Reino del Anticristo no lo tocará espiritualmente.

¡COMO EN LOS DÍAS DE NOÉ! ES AHORA LA SANA DOCTRINA DE CRISTO

¡COMO EN LOS DÍAS DE NOÉ! ES AHORA LA SANA DOCTRINA DE CRISTO
(Mateo 24:36-40;46-51)36 Pero del día y la hora nadie sabe, ni aun los ángeles de los cielos, sino sólo mi Padre. 37 Mas como en los días de Noé, así será la venida del Hijo del Hombre. 38 Porque como en los días antes del diluvio estaban comiendo y bebiendo, casándose y dando en casamiento, hasta el día en que Noé entró en el arca, 39 y no entendieron hasta que vino el diluvio y se los llevó a todos, así será también la venida del Hijo del Hombre. 40 Entonces estarán dos en el campo; el uno será tomado, y el otro será dejado. 46 Bienaventurado aquel siervo al cual, cuando su señor venga, le halle haciendo así. 47 De cierto os digo que sobre todos sus bienes le pondrá. 48 Pero si aquel siervo malo dijere en su corazón: Mi señor tarda en venir; 49 y comenzare a golpear a sus consiervos, y aun a comer y a beber con los borrachos, 50 vendrá el señor de aquel siervo en día que éste no espera, y a la hora que no sabe, 51 y lo castigará duramente, y pondrá su parte con los hipócritas; allí será el lloro y el crujir de dientes”. Los estudiantes de física son pesimistas respecto al fin del mundo. Dicen que, según la segunda LEY DE TERMODINÁMICA - (No es posible que el calor fluya desde un cuerpo frío hacia un cuerpo más caliente), la energía del cosmos ya se está acabando, y que el universo acabará en lo que ellos llaman "la falta de calor". La Muerte de la Falta de Calor, significa la muerte del universo por la pérdida de energía o (CALOR). El universo entero se convertirá en un cascarón quemado: (2Ped 3:10-13)10 Pero el día del Señor vendrá como ladrón en la noche; en el cual los cielos pasarán con grande estruendo, y los elementos ardiendo serán deshechos, y la tierra y las obras que en ella hay serán quemadas. 11 Puesto que todas estas cosas han de ser deshechas, ¡cómo no debéis vosotros andar en Santa y Piadosa manera de vivir, 12 esperando y apresurándoos para la venida del día de Dios, en el cual los cielos, encendiéndose, serán deshechos, y los elementos, siendo quemados, se fundirán! 13 Pero nosotros esperamos, según sus promesas, cielos nuevos y tierra nueva, en los cuales mora la justicia”. ¿Está equivocada la segunda ley de física? ¡No! Es realista solo que no saben con exactitud, porque les falta conocer la ley de Dios en las Sagradas Escrituras. El mundo de verdad se dirige hacia la destrucción total. El realista que no conoce a Jesucristo no tiene ninguna razón de tener esperanza, y no tiene razón para vivir.

La Física no es la única rama de la ciencia que no dice que el mundo está acabado. Al mundo se le acaba la energía. Se le está acabando el tiempo. El juicio de Dios está a punto de caer. Y no será la primera vez que esto acontezca. La Biblia enseña que Dios juzgó a la humanidad en los días de Noé. (Génesis 7:21,22) “21 Y murió toda carne que se mueve sobre la tierra, así de aves como de ganado y de bestias, y de todo reptil que se arrastra sobre la tierra, y todo hombre. 22 Todo lo que tenía aliento de espíritu de vida en sus narices, todo lo que había en la tierra, murió”. Y Jesucristo nos dice que las condiciones del mundo en los días de Noé se repetiría al final de la historia: (Mateo 24:37)Mas como en los días de Noé, así será la venida del Hijo del Hombre”. Jesucristo usando a Noé les advirtió muchísimas veces y no hicieron caso entonces los destruyó, y lo volverá a juzgar a toda la tierra y todo lo que hay sobre de ella pronto. Es seguro que todos saben que nos acercamos a un momento climático en la historia. Y Jesús dijo “como en los días de Noé” (Luc.17:26)Como fue en los días de Noé, así también será en los días del Hijo del Hombre”. Será cuando caiga el juicio, y el mundo tal como lo conocemos terminará. Cuando la situación en la tierra se ponga igual al día de Noé, podrás esperar que caiga el juicio.
Entonces, ¿Cómo era el día de Noé? EN PRIMER LUGAR, ERA UN TIEMPO DE GRAN CORRUPCIÓN Y PECADO. (Génesis 6:11-13) “11 Y se corrompió la tierra delante de Dios, y ESTABA LA TIERRA LLENA DE VIOLENCIA. 12 Y miró Dios la tierra, y he aquí que estaba corrompida; porque toda carne había corrompido su camino sobre la tierra. 13 Dijo, pues, Dios a Noé: He decidido el fin de todo ser, porque la tierra está llena de violencia a causa de ellos; y he aquí que yo los destruiré con la tierra”. En los días de Noé el mundo estaba lleno de violencia y maldad. La violencia y la corrupción se hallaban en todas partes. Esto es lo que se ve diariamente en: Internet, televisión, periódicos, videojuegos para niños, cine y lo peor hasta existen muchísimas falsas iglesias, supuestamente cristianas o evangélicas que le llaman a lo malo buen y a lo bueno malo. Nos critican diciéndonos que somos muy religiosos, fanáticos, y con falsas enseñanzas, solo porque nos esforzamos a obedecer la Sana Doctrina de Cristo que sabemos con seguridad que es la Enseñanza correcta para tener una buena relación con el Padre. Existe tanta   violencia y suciedad que se ve en donde quiera que tu voltees a ver.ESTABA LA TIERRA LLENA DE VIOLENCIA”. Uno de los jóvenes de nuestra iglesia fue asaltado con arma de fuego hace unos cuantos días mientras caminaba a comprar unos uniformes para el equipo de fútbol. Y se halla en todas partes, tal como en el día de Noé. (Génesis 6:5) “Y vio Jehová que la maldad de los hombres era mucha en la tierra, y que todo designio de los pensamientos del corazón de ellos era de continuo solamente el mal”.

"De continuo solamente el mal". ¡Meditémoslo por un momento! No podían sacar la mente de la letrina. Todo lo que pensaban estaba torcido y malo. Y muchos jóvenes se hunden de igual modo hoy en día por medio de la pornografía y el Internet. "Todo designio de los pensamientos del corazón de ellos era de continuo solamente el mal". Era un día de la misma forma que hoy, en falsas creencias religiosas. En aquel día dice las Sagradas Escrituras: (Génesis 4:26) “Y a Set también le nació un hijo, y llamó su nombre Enós. Entonces los hombres comenzaron a invocar el Nombre de Jehová”. Mas la religión de ellos era pervertida y falsa. Tal como en los días de Noé, el mundo de nuestro día está lleno de religión falsa. El hombre puede invocar el nombre de Dios, pero su religión es tan corrupta que es un hedor al olfato de Dios. Las Sagradas Escrituras enseñan que solamente hay un camino hacia Dios, y es por medio de Jesucristo, Su único Hijo unigénito. (1 Timoteo 2:5) “Porque hay un solo Dios, y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre”. Y es por eso que Jesús dijo: (Juan 14:6) “Jesús le dijo: Yo soy el Camino, y la Verdad, y la Vida; nadie viene al Padre, sino por Mí”. Nuestros pecados nos han separado de Dios. Pero Dios envió a Jesús a morir en la Cruz, para pagar la pena de nuestros pecados. Y Jesucristo es el único remedio para el pecado. (Hechos 4:12) “Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos”. Mahoma no murió en la cruz para pagar por nuestros pecados. Buda o Confucio no murieron en la cruz para pagar por nuestros pecados. Jesucristo, el único unigénito Hijo de Dios, que lo hizo. ¡Y solo Jesús hizo esto! ¡Y Jehová Dios, resucitó el cuerpo físico de Jesucristo de los muertos para demostrarlo! ¡Ven a Jesucristo! ¡Solo Jesucristo puede salvarte! Sí, el día de Noé era un tiempo igual al tiempo nuestro, de gran corrupción y pecado.

EN SEGUNDO LUGAR, EN EL TIEMPO DE NOÉ, ERA UN TIEMPO DE GRAN MATERIALISMO. Jesús dijo: (Mateo 24:38,39)38 Porque como en los días antes del diluvio estaban comiendo y bebiendo, casándose y dando en casamiento, hasta el día en que Noé entró en el arca, 39 y no entendieron hasta que vino el diluvio y se los llevó a todos, así será también la venida del Hijo del Hombre”. La gente del día de Noé era materialista. Comer y beber era todo lo que pensaban. Sus vidas enteras giran alrededor de la comida, el licor y los estupefacientes. Y el resto del tiempo lo pasa avanzando su carrera y ganando más y más dinero. Esto es lo peor del materialismo. Muchos están tan enredados en conseguir el "éxito" que no tienen tiempo para Dios, no tienen tiempo para la iglesia, ni tiempo para orar. Tú debes tener cuidado con esto. Es fácil ver que los estupefacientes y el licor y la pachanga te aparten de Dios y destruyan tu alma. Pero el diablo tiene un modo más sutil de engañarte. Su propósito verdadero es sacarte de la oración y del estudio personal de las Sagradas Escrituras. Nuestro enemigo de nuestras almas tiene un único, propósito que es enredarte tanto en avanzar tu "carrera" para que pierdas tu alma en el camino. Un día Jesús hizo una pregunta punzante al decir: (Mateo 16:26) “Porque ¿qué aprovechará al hombre, si ganare todo el mundo, y perdiere su alma? ¿O qué recompensa dará el hombre por su alma?”.

¿Tú crees que harías bien si tu plan de avanzar te lleva a conseguir grandes riquezas, pero no tienes a Dios? Qué caso tiene si no eres salvo ¿Será bueno hacerte rico y al final pierdes tu alma y te vas al Infierno? En nuestras familias hay jóvenes que batallan con estas cuestiones. Y espero que elijas correctamente. Cristo dijo: (Mateo 6:33) “Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas”. "Esfuérzate" a entrar a la salvación en Jesucristo. Esfuérzate a entrar por la puerta angosta es más importante que cualquier otra actividad que puedas tomar en la vida. Pon toda tu fuerza y toda energía mental y espiritual en hallar la salvación en Jesucristo. ¡Ninguna otra cosa es más importante en el mundo entero! No pierdas tu alma. ¡Es la posesión más preciosa que tienes! ¡Esfuérzate a entrar por la puerta angosta de la salvación que ofrece el Hijo de Dios! ¡Olvídate de tus metas totalmente materialistas, y haz a Jesucristo la meta y el propósito de tu vida! ¡Y regresa a la iglesia el próximo Domingo para demostrar tu seriedad en el asunto!
Sí, en el día de Noé la gente era avara, materialista y egocéntrica. Sus vidas giraban alrededor de la comida, el licor y el dinero. Las Sagradas Escrituras dicen: (Génesis 6:5,6) “5 Y vio Jehová que la maldad de los hombres era mucha en la tierra, y que todo designio de los pensamientos del corazón de ellos era de continuo solamente el mal. 6 Y se arrepintió Jehová de haber hecho hombre en la tierra, y le dolió en su corazón”. ESTO DE VERDAD QUE ES MUY IMPACTANTE, solo de pensar que estamos como en los días de Noé, y que Jehová Dios está viendo nuevamente que no entendemos…. 

EN TERCER LUGAR, ERA UN TIEMPO DE JUICIO. (Mateo 24:39) “Y no entendieron hasta que vino el diluvio y se los llevó a todos, así será también la venida del Hijo del Hombre”. ¿Verdad que si es muy impactante estas palabras? Pues es advertencia para todos nosotros, y pongamos más atención a lo que estamos diciendo y lo que no estamos haciendo, Todas las Sagradas Escrituras se Escribieron para ejemplo nuestro: (Romanos 15:4) “Porque las cosas que se Escribieron antes, para nuestra Enseñanza se Escribieron, a fin de que, por la paciencia y la consolación de las Escrituras, tengamos esperanza”. (1 Corintios 10:11) “Y estas cosas les acontecieron como ejemplo, y están escritas para amonestarnos a nosotros, a quienes han alcanzado los fines de los siglos”. Cuando Jesucristo venga, las naciones del mundo serán juzgadas. Cada individuo atravesará un juicio de fuego. (Apocalipsis 16:8,9)8 El cuarto ángel derramó su copa sobre el sol, al cual fue dado quemar a los hombres con fuego. 9 Y los hombres se quemaron con el gran calor, y blasfemaron el nombre de Dios, que tiene poder sobre estas plagas, y no se arrepintieron para darle gloria”. (Apocalipsis 16:21) “Y cayó del cielo sobre los hombres un enorme granizo como del peso de un talento; y los hombres blasfemaron contra Dios por la plaga del granizo; porque su plaga fue sobremanera grande”. Estos juicios fueron predichos en el Libro de Apocalipsis. Los grandes juicios terribles de Dios, que están a punto de caer sobre este mundo y conste que ya estamos viendo la víspera de todo esto, y en el amor en Cristo te exhorto con amor a que te arrepientas de lo que necesitas arrepentirte, por ejemplo: si fumas ya no fumes porque si no lo haces… (1 Corintios 3:17)Si alguno destruyere el Templo de Dios, Dios le destruirá a él; Porque el Templo de Dios, el cual sois vosotros, Santo es”; Aléjate de todo que fornique contra el Templo de Dios, recuerda siempre que a Dios que te lo prestó no le agrada y se molesta mucho si tú estás fumando. Jesucristo te dirá que el único modo de escapar el juicio de Jehová Dios sobre este mundo pecaminoso es venir a Jesucristo de todo corazón.


Ven a Jesucristo. ¡Se lavado de tus pecados en Su Sangre preciosa! ¡Ven a Jesucristo y estarás preparado para la venida del juicio! Y asegúrate de regresar cada Domingo para que estés recibiendo instrucciones de parte de Jehová Dios, Jesucristo y del Espíritu Santo, hablándonos del tiempo del juicio venidero en El Libro de Apocalipsis. No te pierdas el mensaje espiritual. ¿Por qué quedarte solo? Ven a la casa de Oración de nuestro Padre Celestial, a ésta tu iglesia que formas parte de ella. ¿Por qué quedarte perdido?